¿Sustentable, reciclable o superficial?

Claudia Quirós Fernández
Trend Analist & Designer
Responsable del Observatorio de Tendencias Globales
Parque de Innovación De La Salle

Reciclar no es más una palabra “sexy”.

La verdad será siempre la verdad, especialmente cuando la verdad es nuestra propia sinceridad.
Pero cuando algo impredecible sucede y nos sentimos expuestos y vulnerables, nuestra verdad de pronto se vuelve tangible. Esta verdad tangible nos requiere de nuestra habilidad para abrirnos al cambio y la transformación.
– Cecile Cremer

reciclar2

Muchos sectores se mueven hoy bajo estos conceptos, tomando el camino fácil y el más realizable, el más fácil de utilizar como estrategia de “marketing”, haciendo que las personas se pregunten qué producto, marca o servicio es hoy suficientemente “limpio” para que lo compremos sin que nos sintamos culpables, porque a fin de cuentas, somos parte de un sistema co-participe con responsabilidad sobre el tema.

Parece imposible, nos quedamos cortos en las innovaciones.

Los usuarios reclaman ser parte de la solución, y ponen nuevos retos a las empresas. Diferentes sectores industriales hoy se quedan cortos en sus soluciones de cambio hacia la verdadera sustentabilidad.

Estamos viendo una revolución a través de varios sectores, que emerge de integrar en su proceso creativo de soluciones a un nuevo grupo de la población que quiere algo más grande que sólo productos, que buscan marcas que puedan ser líderes auténticos y honestos para un cambio cultural y social.

Aquellas empresas y marcas que han tomado estos conceptos bajo una verdad, creando cosas más significativas, son aquellas que hoy se replantean nuevas ideas…

¿Cuál es mi propósito?, ¿qué inversiones en infraestructura y tecnología tengo que realizar hoy para hacer frente a los retos del futuro? (sustentabilidad verdadera). ¿Cómo es mi cliente hoy, pero cómo cambiarán sus valores en el futuro? ¿En qué riesgos estoy parado?

Culpamos a la crisis global financiera. El gap que se identifica en las nuevas formas de pensamiento entre los tweens, los teens, los millennials es su habilidad para comportarse responsablemente frente a los nuevos retos.

¿Cómo integramos a nuestros modelos económicos tradicionales conceptos como “social good”(1), “hacer comunidad”, y a la vez tener ganancias económicas? Adaptarnos a un nuevo estilo de vida… “co-living”(2).

Empresas tradicionales comienzan a atraer a sus equipos de trabajo jóvenes bajo esta nueva forma de pensamiento, sin paradigmas viejos y con un nuevo sentido de honestidad. Proyectos en los que el concepto de sustentabilidad (3) es honesto y claro, que parten de una industria que es consciente de la responsabilidad social, la industria textil y de la moda…

Hoy el modelo se replantea, le da un giro al concepto y paradigma que tenemos con respecto al “desperdicio”, lo reintegra a un nuevo producto poniéndolo en el siguiente nivel, invierte en investigación, nuevos procesos de producción para crear algo nuevo y positivo. Donde el reciclar no se percibe como productos menos atractivos o de menos valor. Conscientes de que el verdadero reto es cambiar la percepción de las personas, darle a esos productos una segunda oportunidad y promover la verdadera sustentabilidad de todo un sector industrial.reciclar3

“Fue durante el proceso de investigación para reciclar textiles que entendí que trabajando con prendas usadas somos capaces de tocar el pasado de las personas y transformarlo en un futuro.”
(Estudiante de diseño en Skenar College, Tel Aviv, Cohen, 26 años.)

El cambio está en considerar el desperdicio como un material válido, ¿por qué no tratarlo como un nuevo material? Y el verdadero reto está en aplicar esta transformación a un proceso de producción en masa con diferentes propósitos, incluyendo el comercial.

El concepto de “reciclar” y la “sustentabilidad” están más allá de los límites que pensamos, es un concepto en el que hoy todos tenemos que prosperar, no solamente por una moda, sino por el increíble potencial que tiene en la transformación de nuestros entornos.

Muchos consideran que hoy en día tener una misión social es como tener wifi: no es algo extra; sin embargo, es básico para las nuevas expectativas de las personas, particularmente las siguientes generaciones. Esto no excluye a las generaciones hoy en el mundo laboral; un estudio reciente (SONAR , J.Walter Thompson) demuestra que un 88% de las personas en las generaciones Millenials y Gen X coinciden en la verdad de que hoy las marcas, productos, servicios y gobiernos necesitan hacer más “cosas bien” que solo “menos malas”.

Las marcas deben actuar como benefactores de las culturas, de las necesidades sociales, no porque está de moda, sino bajo una verdad tangible que exige de cada uno de nosotros una transformación.

Las tendencias globales nos mueven a nuevos retos, nuevos clusters de oportunidad, pero requieren de un verdadero análisis, tiempo e inversión. Estar consciente y tener presentes los signos débiles que muestran las tendencias, comenzando por re-inventarnos a nosotros mismos. Aún somos escépticos, pero la transformación, es inminente.

* (1) social good: A good or service that benefits the largest number of people in the largest possible way.
An action that provide some sort of benefit to the general public. (Business dictionary)
Today the traditional definition of “social good” has broadened to encompass a “shareable” sentiment. (Bill and
Melinda Gates Foundation, Charles Bentley)
* (2) co-living: Co-living is a new way for young people to live in cities, designed to provide convenience, quality and a
genuine sense of community. Taking inspiration from the old fashioned idea of community, this is a brand new kind of place to call home. (The collective, UK)
Noun:
1.- Shared housing designed to support a purpose-driven life.
2.- A modern, urban lifestyle that values openness, sharing, and collaboration. (coliving.org)
* (3)sustentabilidad: La sustentabilidad es un término ligado a la acción del hombre en relación a su entorno.
La cualidad de sostenible. (Real Academia Española)